Cuba Derechos Humanos

El dinero reordena los barrios de La Habana

El dinero reordena los barrios de La Habana

Los barrios elegantes de la ciudad, recuperados y reutilizados por el
gobierno, luego de que las familias ricas y de clase media abandonaran
la isla, y que mostraron un rostro poblacional muy heterogéneo, volverán
a exhibir su antaño elitismo.

martinoticias.com 09 de agosto de 2011

"Todo es cuestión de dinero", ha declarado en la Habana el arquitecto y
diseñador urbano Mario Coyula. "Hay una Habana con teléfonos celulares y
coches coreanos, y hay otra de gente que camina y toma el autobús cuando
se puede."

Las diferencias de clases y raciales retornarán a La Habana con las
nuevas leyes sobre vivienda que entrarán en vigor, ha asegurado este
martes un reporte del diario globalpost.

Apunta el periodista Nick Miroff que los barrios elegantes de la ciudad,
recuperados y reutilizados por el gobierno, luego de que las familias
ricas y de clase media abandonaran la isla, y que mostraron un rostro
poblacional muy heterogéneo, volverán a exhibir su antaño elitismo.

El reportero señala que las casas de la ciudad, que oscilan entre los 5
000 dólares por un pequeño apartamento hasta 120 000 por una casa grande
en un reparto residencial, se han convertido de repente en un activo de
dinero constante y sonante luego de cinco décadas sin que estos valores
se tuvieran en cuenta.

Esta apertura –señala Miroff- hace posible que se acelere una tendencia
ya en marcha en la ciudad, de reordenar los barrios de La Habana de
acuerdo a las diferencias económicas e incluso raciales, con las fuerzas
del mercado.

"Todo es cuestión de dinero", ha declarado en la Habana el arquitecto y
diseñador urbano Mario Coyula. "Hay una Habana con teléfonos celulares y
coches coreanos, y hay otra de gente que camina y toma el autobús cuando
se puede."

Los cubanos que ganan dinero en moneda fuerte o reciben remesas
familiares en el extranjero buscarán viviendas más confortables en
barrios más exclusivos de La Habana, como el Vedado y Miramar, dijo
Coyula, mientras, los menos afortunados se irán a zonas más económicas.

Las familias que son pobres en dinero en efectivo pero ricos en
propiedad -gracias a la redistribución de la vivienda realizada a
principios del gobierno de Castro- se verán tentados a vender y mudarse
a zonas periféricas y más baratas de la ciudad.

Dado que la mayoría de los cubanos que han abandonado el país en los
últimos años son de color blanco –añadió Coyula al globalpost- las
remesas van mayoritariamente a los cubanos blancos, y ello aumenta las
posibilidades de que las desigualdades existentes en la ciudad sean cada
vez más visibles.

http://www.martinoticias.com/noticias/La-nueva-ley-de-la-vivienda-en-Cuba-mostrara-diferencias-clasista-y-raciales-127313628.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendario
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Buscar en sitios: