Cuba Derechos Humanos

Yoani Sánchez: «La democracia llegará 24 horas después de que todos nos lo propongamos»

Yoani Sánchez: «La democracia llegará 24 horas después de que todos nos
lo propongamos»
13-12-2010 – 10:19 am.

La autora del blog Generación Y responde las preguntas de los lectores
de DIARIO DE CUBA.

Tomás Hernández: ¿Cuánto le paga el gobierno americano y cuánto le paga
a los blogueros disidentes en Cuba? Según el Chino a usted le gusta la
cerveza Cristal o Bucanero. Para que lo sepas no soy ni comunista, ni
del G2, soy cubano que defiendo mi país donde sea…

Yo tampoco soy comunista ni del G2 y como usted defiendo mi país donde
sea. Disculpe que no conozca a ese Chino que dice saber tanto de mí,
pero si me dan a elegir cuál bebida tomar, preferiría esa cerveza que un
obrero de mi país pudiera pagarse con su salario, esa marca que algún
día estará al acceso de todos; pero eso, lamentablemente, es una utopía
dolorosa por el momento. En Cuba además de penalizarse la discrepancia,
se ha penalizado la prosperidad. Desde la tribuna lanzan llamados a la
austeridad, aunque ellos viven en casas con piscina, con whisky que
llenan sus despensas, autos lujosos, criados que hacen las labores
hogareñas y viajes en aviones personales cada vez que así lo desean. Han
tratado de satanizar a los que poseen algo, a quien puede tomarse un
mojito o remodelar su baño, sin para ello haber pagado con la moneda de
la fidelidad ideológica, sin haber tenido que aplaudir para obtener un
desahogo material. Yo, que nací en un cuartucho de seis metros cuadrados
donde vivían seis personas, con baño colectivo y una cocina para todo el
solar, no voy a aceptar que me impongan esos falsos preceptos de
ascetismo militante, que sólo sirven para la simulación, para que ellos
se muestren en uniformes militares mientras los trajes Christian Dior
descansan en sus armarios. No solo hay que despenalizar la discrepancia
sino también la prosperidad, que cualquier cubano tenga la posibilidad
de decidir entre tomarse una cerveza u optar por un daiquiri. Mientras
eso sea motivo de escarnio y crítica, estamos muy mal.

En cuanto a la primera parte de su pregunta, le confirmo que ningún
gobierno del mundo tiene suficiente dinero en sus arcas para comprar mis
opiniones. Soy autónoma económicamente, gracias a mis columnas
periodísticas, mi libro Cuba Libre que ha tenido mucho éxito y mi
trabajo como profesora de español para extranjeros. Mi autonomía
financiera me ha traído independencia política y esa es la peor
pesadilla del gobierno siempre que sus miembros piensan en que los
cuentapropistas de hoy se convertirán en los críticos del mañana.

Julio García: Yoani, ¿a qué atribuyes que la bloguera Zoe Valdés y sus
seguidores te cuestionen tanto? Considero que tu actuación contestataria
desde Cuba es de un valor patriótico incalculable. Te felicito por tus
éxitos y te exhorto a seguir adelante con tu lucha por la libertad.

Gracias por tus felicitaciones y elogios. Solo la escritora Zoe Valdés
conoce el motivo de sus cuestionamientos y solo ella podría responder
esa pregunta. En cuanto a mí nunca la he cuestionado ni he sospechado
nada oscuro en sus actuaciones. He leído casi todos sus libros y me
parece una figura indispensable, tanto en nuestra literatura como en el
conocimiento de nuestra compleja realidad. No soy dada a recoger el
pañuelo del insulto, quizás porque nací en un solar de Cayo Hueso, donde
cada uno de los vecinos tenía un motivo de enemistad o de pendencia
contra el otro. Ese clima de enfrentamiento constante, de bronca y
ofensa por cualquier cosa, me hicieron en un momento de mi vida
plantearme si quería continuar el ciclo de la crispación o emprender el
de la armonía. Opté por este último. Nadie oirá salir de mi boca un
agravio contra otro, un ataque personal ni un descalificativo. Concentro
mi palabra y mi acción en denunciar lo que no me gusta en mi país y las
arbitrariedades que comete el gobierno cubano.

Joel García: Hola Yoani. ¿Qué esperanzas tienes a corto o medio plazo de
que se elimine definitivamente la vergüenza que supone pedir permiso a
tu propio gobierno para poder salir y regresar a tu país, así como todas
las condiciones a que se obliga a los cubanos, como pagar una especie de
'alquiler' a los consulados o embajadas mensualmente y la pérdida de
derechos y propiedades sino regresas a los once meses? Saludos del
creador del blog Un Cubano en Canarias (tú fuiste la inspiración que me
ayudo).

Aunque el gobierno cubano comete peores violaciones contra los derechos
ciudadanos, éste, que se refiere a la libertad de movimiento, es el que
tiene menos posibilidades de ser justificado o defendido con argumentos
aceptables. Como he dicho ya, la prioridad es que se despenalice la
discrepancia política, pero también hay que despenalizar la libertad de
movimiento. Para no tener que sufrir otra frustración prefiero renunciar
a las esperanzas de que sean ellos quienes eliminen esas restricciones.
A nosotros los ciudadanos nos corresponde empujar en la dirección del
fin del absurdo migratorio y denunciar las limitaciones a las que
estamos sometidos para entrar y salir de nuestro propio país.

El Lapón Libre: Estimada Yoani, ¿de dónde saca fuerzas y valor tan
hercúleos una mujer tan físicamente —en apariencia— frágil como tú, para
enfrentar el peso de todo un ejército de policías, paramilitares,
chivatos, abusadores, oportunistas, rastreros, raptores, pandilleros,
quienes en nombre del gobierno de nuestro país te acosan e intentan
hacerte la vida imposible a diario a ti y, quizás, indirectamente, a tu
familia?

Si tuviera que soportar físicamente el peso de quienes cuentan con la
fuerza como única razón, hace mucho tiempo ya que estuviera aplastada.
Por suerte, la fuerza de los argumentos está de parte de todos los que
nos atrevemos a decir nuestra verdad. El riesgo es inmenso, pero la
satisfacción es mayor. Entre los elementos que me ayudan a continuar,
está el ver cómo la blogósfera alternativa ha crecido y madurado en
estos tres años. La existencia de voces como Claudia Cadelo, Iván
García, Miriam Celaya, Dimas Castellano, Orlando Luis Pardo Lazo y todos
aquellos que forman parte del proyecto http://www.vocescubanas.com o
tienen su espacio digital alojado en otras plataformas, es un gran
estímulo. Comprender que cada vez somos más los que nos atrevemos a
opinar, es un consuelo y me hace sentir más protegida.

El Lapón Libre: Adorable Yoani, estudiaste Filología y has devenido en
una de las mejores periodistas de la blogosfera 'alternativa' cubana.
Sin embargo creo que en una Cuba futura, perderíamos mucho si sólo
ganamos a una profesional de periodismo ¿No has pensado en pasarte a la
carrera política una vez llegada la soñada democracia? Por favor,
piénsatelo bien porque necesitamos con urgencia en la futura dirección
del país a personas con ideas frescas, abiertas, profundas, libres y
plurales.

Te agradezco mucho esa pregunta porque me permite dar esta explicación:
Aspiro a que en el futuro de Cuba no tengamos dirigentes sino servidores
públicos, no líderes sino administradores honestos de nuestras riquezas.
Sueño que los "timoneles" del mañana no conduzcan esta Isla a su
capricho, sino siguiendo los dictados de la razón avalados por la
opinión pública. En esa nueva forma de hacer política quiero estar
presente con las mismas atribuciones ciudadanas que el resto de los
cubanos. La palabra "política" se ha cargado de significado negativo en
nuestra vida nacional, de ahí que cuando alguien quiere insultar a otro
le llega incluso a decir "tú lo que estás interesado por la política".
Se da también la otra contraparte, de gente talentosa, con energía, con
mucho que decir y hacer por su patria, que justifican su inercia bajo la
frase de "a mí no me interesa la política". Me encantaría vivir en una
isla donde haya 11 millones de personas interesadas en la política, 11
millones de gente aspirando a ser presidentes, porque eso quiere decir
que todos están pendientes y atentos al destino nacional.

En mi caso particular soy una persona de las letras, la palabra, el
periodismo, y en esa dirección quiero enfocar mis próximos años. Creo
que más que figuras en la silla presidencial, este país está necesitado
de ciudadanos, de libre flujo informativo y especialmente de libertades.
Ahí me tendrán: en la tinta fresca de los periódicos, en las
revelaciones necesarias que tendrán que hacerse sobre nuestro pasado y
nuestro presente, anhelando estar en la vanguardia de la libertad
informativa que nos hará también mejores seres políticos.

Margarita Fabelo: Usted aceptó entre otras condecoraciones la llamada
medalla de la 'libertad' que otorga el CLC desde Miami. Esta
organización invierte millones en mantener el bloqueo a Cuba, apoyó y
busca que los cubanos no puedan ir a ver sus familiares a la Isla cuando
les plazca, así como enviarle remesas de ayuda. Declaran patriota a Luis
Posada Carriles y algunos de sus directores han pedido públicamente que
los EE UU invada a Cuba, además han financiado actos terroristas y han
sido aliados en América Latina de golpes de estado. ¿Cómo usted recibe y
agradece, como hizo, reconocimiento de este tipo de personas?

No juzgo al CLC de Miami por lo que atesora usted sobre su pasado, sino
porque decidió reconocer a una humilde ciudadana que está contra el
bloqueo, que suscribe el derecho de los ciudadanos norteamericanos de
viajar a Cuba, que es enemiga del terrorismo y de los golpes de estado.
¿Aceptaría usted una condecoración del gobierno de Cuba?

Jorge Macías: Hola Yoani, después de más de un año, ¿consideras que las
respuestas que aparecen en la entrevista que le concediste a Salim
Lamrani fueron manipuladas por parte de él, o podemos decir que esas
fueron verdaderamente tus respuestas y que en ese momento tuviste poco
juicio y perspectiva? Te lo pregunto porque hubo un serio intento de
desprestigiarte usando el contenido de esa entrevista, y eso fue motivo
de preocupación para todos los que lo que te consideramos un ejemplo de
honestidad y valentía en medio del panorama desolador que tenemos en
nuestra patria.

El señor Salim Lamrani cometió uno de los peores pecados periodísticos
que se pueda hacer, el publicar una entrevista semi apócrifa, con el
agravante de negarle a su entrevistado el derecho a réplica en los
mismos medios donde la divulgó. Si yo careciera de ética podría poner en
mi blog alguna tontería y varias estupideces en su boca después de
haberle formulado una pregunta en apariencia brillante. Eso lo sabe
hacer cualquiera. Pienso que el traspié que él me propinó con su
adulteración de mis palabras estaba pensado para que yo saltara
iracunda, nombrara un abogado, lo emplazara públicamente. Pero como soy
un poco zen, he dejado que sea la vida la que lo ponga todo en su lugar.
No ha pasado ni un año y ya yo he tenido infinitas oportunidades para
demostrarles a mis lectores que no soy esa oligofrénica —con respuestas
de monosílabos— que el señor Lamrani quiso mostrar. Él, sin embargo,
creo que ha visto dañado seriamente su futuro académico y periodístico,
puesto que ahora le será difícil encontrar un entrevistado que confié en
su seriedad.

La vez que vi al señor Lamarani, éste estaba hospedado en el lujoso
hotel Plaza, y me pareció notar en él un rastro de honestidad y muchas
lagunas en el tema de Cuba. Si él hubiera transcrito literalmente
nuestro encuentro de esa tarde, créame que el saldo hubiera sido
totalmente contrario a ese que mostró. De ahí que se haya negado una y
otra vez a presentar la grabación, prueba para mí más que suficiente
para descartar su entrevista como confiable. Sin embargo, presiento que
en realidad no lo ha hecho con mala intención sino presionado por
poderes superiores a su decisión personal. Por eso demoró más de tres
meses en "acomodar" mis palabras y en rehacer sus preguntas. No obstante
me quedo con la mejor imagen de aquella tarde: el abrazo que me dio
antes de despedirse, el apretón de manos deseándome suerte que me brindó
antes de separarnos. Lo qué pasó después, las razones que lo llevaron a
adulterar lo ocurrido, sólo él y su conciencia lo saben. Un día lo
volveré a encontrar y se cumplirá aquel refrán que mi abuela repetía
tanto y que es una máxima en mi vida "la mentira puede correr cien años,
la verdad la alcanza en un día". Él ha perdido más que yo y además me
ayudó a aprender una lección importante, que no todos los periodistas
son honestos, que no todos los entrevistadores están dispuestos a servir
de canal imparcial a las ideas de otro.

El Lapón Libre: Hola de nuevo Yoani y te ofrezco disculpas a ti y a los
demás participantes por pecar de 'preguntón', pero es que soy un
profesional del periodismo, por tanto cuestionar cosas es mi gran vicio,
además de que no siempre se tiene la suerte de intercambiar criterios
con una heroína de carne y hueso y en plena trinchera de combate. He
leído tus crónicas y todas me llegan al corazón. Sin embargo, he notado
que desde hace un tiempo te has 'encerrado' —quizás inconscientemente—
en cierta obsesión por la anulación del permiso de salida para los
cubanos que habitan en la isla. ¿No has pensado que esa fijación
temática más allá del derecho legítimo que te asiste como ciudadana
libre y soberana, pudiera ser el talón de Aquiles que aprieta el
gobierno todo el tiempo porque sabe que te duele y desespera, negándote
una y otra vez la famosa e irritante 'carta blanca'?

Te agradezco la observación crítica, pero ni me he "encerrado" ni tengo
esa obsesión ni se trata de una fijación temática. Creo que la violación
de ese derecho de entrar y salir libremente del país es el talón de
Aquiles del gobierno, o sea es en ese punto donde éste es vulnerable. No
tengo esa ansiedad por viajar que exhiben muchos de mis compatriotas que
nunca han podido salir de esta Isla. De manera que mi insistencia es más
un deseo de derrumbar el muro del absurdo migratorio para que otros
puedan moverse libremente, que buscando el beneficio personal de salir.
Conozco el afuera, he viajado, mi horizonte es más amplio que este
archipiélago. Cada día que me dejan aquí son 24 horas que gano de
proyectos personales y colectivos para realizar dentro de mi país. Como
me dijo mi amigo Dagoberto Valdés: "Si me dejan salir pierden, si no me
dejan salir también pierden".

Gotenberg Boy: Yoani, si Cervantes escribió que donde hay música no
puede existir nada malo, yo te digo que donde esté tu risa de futuro
limpio tampoco. Disculpa el piropo antes de la pregunta, pero es
inevitable. Irreparable. ¿Será posible que contigo la
oposición-disidencia-ciudadanía cubanas hayan recuperado, después de
tantas décadas de disciplina seria en sepia, ese colorido don humano que
abole todo totalitarismo, y que es la belleza libre de sonreír, incluso
ante el verdugo y en medio de las alambradas?

Gracias por el piropo. Mi generación llega a la adultez en los momentos
en que se ha desvanecido el hechizo que hipnotizó a la juventud de los
años 60. El tiempo ha transcurrido y del sombrero del mago no acaba de
salir el milagroso conejo prometido. El rostro adusto y severo del
disciplinado soldado dispuesto siempre a obedecer sin preguntar, resultó
ser una máscara. No solo tenemos que recuperar la sonrisa, también
tendremos que adquirir nuevas virtudes ciudadanas para poder habitar la
Cuba del futuro. Tenemos que retornar al gusto por la vida, creo que la
fuente principal de mi energía para llevar a cabo estas tareas, es
precisamente que soy una persona muy feliz en el ámbito personal, en el
marco de mi familia. Amo y soy amada, tengo un hijo maravilloso con el
que sostengo una comunicación amplia y respetuosa, mis padres me apoyan
en lo que hago, tengo una perra sata y un gato barcino que también me
regalan su afecto. Esa corriente de amor se ve en todo lo que hago, me
ayuda a no tener la carga sobria y amargada que exhiben quienes
gobiernan mi país. Nadie va a quitarme la sonrisa, ni aunque me metan
otra vez a la fuerza en un Geely, me amenacen con la prisión, eleven el
grado de insulto alrededor mío. Ninguna de esas acciones tiene acceso a
la fuente real de donde nace mi alegría.

David Hernández: Hola Yoani. ¿Cómo haces para postear en tu blog? Sé que
no debe ser fácil, y algo he leído al respecto, pero me gustaría que lo
contaras. Gracias, y con admiración, desde Canadá.

Los detalles técnicos de cómo logro publicar en Internet los he descrito
frecuentemente en mi blog y en realidad no han variado mucho en estos
dos años. Desde marzo de 2008 el gobierno cubano implementó un filtro
que me impide acceder a Generación Y desde los hoteles y otros sitios
públicos. Una pantalla en blanco es el resultado cuando escribo la
dirección web que me debería llevar a mi blog. Eso me hizo encontrar
caminos paralelos para mantener vivo mi espacio virtual. Uno de ellos es
escribir varios textos en casa, lo cual dado el carácter reflexivo y de
opinión que tiene GY puedo hacer sin miedo a que se pongan viejos los
temas. Cuando acumulo tres o cuatro, me voy a un hotel y compro una
tarjeta de conexión para enviar por correo electrónico los posts a
varios comentaristas de mi blog que se han convertido en mis editores
para lograr publicar. Cuando no puedo conectarme en un hotel, ya sea
porque la conexión no funciona —cosa que pasa frecuentemente—, el cerco
policial no me deja acercarme o no tengo el dinero para hacerlo,
entonces envío un sms a alguno de estos amigos para que me llame y grabe
el texto leído a través de la línea telefónica.

En los últimos meses descubrí otro camino que me gusta explicarlo
diciendo: si los cubanos fuimos capaces de hacer el picadillo de carne
sin carne —con cáscara de plátano— cómo no vamos a crear la internet sin
internet. Se trata de escribir el post y una vez terminado marcar la
tecla Prt SC que le hace una foto a la pantalla del ordenador, pongo esa
imagen en un programa donde la corto y la guardo en formato .gif y
entonces la ubico dentro de mi móvil. A través del servicio de MMS de
Cubacel, envío esa imagen a mis editores que transcriben el texto y lo
publican. Así han salido la mayoría de mis textos de los últimos meses y
así he ayudado a otros a conocer ese camino alternativo hacia la gran
telaraña mundial. Twitter, por su parte, es otra historia. Desde agosto
del año pasado aprendí que ese servicio de microblogging tiene un método
de publicación por sms para personas sin acceso a la Web. Eso me ha
permitido completar los textos reflexivos de mi blog, con la inmediatez
que logran dichos mensajes en 140 caracteres. He impartido ya tres
cursos de móvil-activismo para traspasar esos conocimientos a otros
blogueros, periodistas independientes y personas que están haciendo una
labor cívica o cultural. Cada nuevo truco informático que aprendo, es
como un código abierto, un software de licencia libre al que todos
pueden acercarse.

Alberto Sanabria ¿Qué crees de la posición que dice que pedir elecciones
como pone la ley Helms-Burton es 'comenzar por el final' y que ahora lo
fundamental es lograr los derechos de viaje 'para todos', cubanos y
norteamericanos?

Una cosa es "lo fundamental" y otra "lo prioritario". En el variado
abanico de posiciones políticas cada tendencia tiene sus fundamentos y
prioridades. La ley Helms-Burton es norteamericana y no puede tener
vigencia en Cuba. Muchos países celebran elecciones y no son
democráticos, otros tienen derecho a viajar y viven en la miseria o
sufren represiones. En lo personal creo que la prioridad sería tener el
derecho a opinar libremente y a asociarse civilizadamente alrededor de
las ideas preferidas; solo entonces tendría sentido elegir el sitio por
donde podemos empezar a reconstruir el país.

Luisa Agosti: querida mujer valerosa, hace tiempo que te observo luchar
a tu manera, clandestina y pública, un poco como el zorro mexicano. Mi
pregunta es: ¿cuánto tiempo te queda para la ternura, la sexualidad y el
amor? Yo voy a Cuba en noviembre. Llevo un documental italiano que se
titula 'Se vive de amor'. Se exhibirá en la escuela Dante Alighieri. Me
encantará que lo veas. Si prefieres más privacidad lo podemos ver juntas
en otro lugar. Quisiera entrevistarte sobre eso. Con amor solidario.

Si existiera un mercado del tiempo trataría de adquirir días de 72
horas, para poder escribir todos los textos que se me ocurren, seguir
adentrándome en el mundo de la informática, ayudar a un número mayor de
personas a encontrar su propio camino de expresión y poder responder
entrevistas como esta con menos tardanza que en esta ocasión. El amor,
la ternura y hasta el sexo lo llevo "sobre la marcha". Nada es tan
tierno y amoroso como renunciar a la hipocresía. Nada es más erótico que
ejercer la libertad en lugares prohibidos.

Edelberto García León: Yoani, sé que usted no es economista pero
quisiera conocer su opinión sobre el siguiente tema. ¿Considera que el
gobierno de Cuba esté estudiando algún mecanismo para integrar la
participación de su diáspora en la economía nacional y así maximizar,
por ejemplo, el efecto positivo de las remesas en el desarrollo
económico y social? ¿No cree usted que el crecimiento económico tiene
que integrar esta vital fuente suplementaria de capitales y dar
participación a su diáspora, la cual se compone esencialmente de
emprendedores en el extranjero? ¿Sería un desafío en la actual coyuntura
convencer a la población de invertir un porcentaje de sus ingresos en
lugar de dedicar prácticamente la totalidad al consumo? Gracias.

No soy economista, pero sufro como cualquier cubano las consecuencias de
los disparates que se cometen en Cuba en ese sector. Que yo tenga
noticias, no hay en estudio ningún mecanismo para integrar a la diáspora
en la economía nacional. En los años 60, 70 y 80 los cubanos que
decidieron o que se vieron en la necesidad de emigrar eran vistos como
"traidores a la patria". Ya en la década del 90 el lenguaje oficial se
suavizó y se empezó a hablar de emigrantes económicos. Si tomáramos como
cierto ese argumento oficial, resultaría irónico que la economía de una
nación tenga que encontrar la solución a sus problemas precisamente con
la participación de quienes salieron del país "por motivos económicos".
Pienso que todos somos cubanos, vivamos en Madagascar o en el Polo Sur,
y que todos tenemos no solo el derecho sino incluso el deber de participar.

En relación a eso de convencer a la población de invertir un porcentaje
de sus ingresos en lugar de dedicarlos totalmente al consumo, creo que
sería una tarea para cuando la población reciba ingresos propiamente
dicho y no limosnas y para cuando exista la posibilidad de consumir, no
de sobrevivir.

Carlos: Yoani, ¿cuándo cree usted que habrá democracia en Cuba?

Veinticuatro horas después de que todos nos lo propongamos.

Luisa Rodríguez Espejel: Yoani, con todo respeto. Por tus declaraciones
se observa que has de ser una bloguera y que no sólo pretendes tener una
participación activa en una futura transición a la democracia en Cuba
(cosa que aplaudo). Lo que yo veo en ti es que tienes aspiraciones
políticas muy claras, que están muy bien, sólo respetaría más que ya no
te presentaras como una 'simple bloguera'.

No solo una simple bloguera, sino también un simple guagüero, un simple
albañil, una simple enfermera, en fin, simples ciudadanos, seremos los
protagonistas de la única democracia posible del siglo XXI, sin líderes
ni héroes, ni dirigentes, ni nada parecido.

Humberto Herrera Guerra: Yoani el ex presidente Fidel Castro la acusó de
hacer labor de zapa con su blog, y ciertamente su blog es generosamente
traducido en más de 15 idiomas cada vez que escribe algo, y sus textos
son todos catastrofistas de la realidad cubana, a pesar de los logros
alcanzados en 50 años de Revolución y reconocidos por muchos ¿Puede
explicar usted esta aparente contradicción?

¿A cuál contradicción se refiere usted? A que el ex presidente acuse de
labor de zapa a un blog traducido por voluntarios a veinte y dos
lenguas, o que a pesar de los logros alcanzados en 50 años alguien pueda
escribir textos tenidos por catastrofistas sin ser considerado un
escritor de ciencia ficción?

Por cierto, aprovecho su pregunta para agradecer a toda esa gente
maravillosa que me ha brindado su talento y su tiempo para llevar mis
textos a los idiomas más increíbles. Ellos mismos han formado una
comunidad que ha extendido su solidaridad a toda la blogósfera, como
puede verse en el sitio http://hemosoido.com y sé que algunos de estos
traductores se han convertido entre ellos en amigos en la vida real. Sin
ellos, nada sería posible. En la lógica —muy marcada por la teoría de la
conspiración— que tienen ciertos gobiernos, no conciben que los
ciudadanos podamos agruparnos por intereses afines, colaborar en
proyectos conjuntos sin que detrás de nosotros esté un partido, un
organismo extranjero, el dinero o una ideología. Si los gobiernos se
levantaran un día y se percataran del poder que tiene la iniciativa de
los individuos y la fuerza que alcanzan cuando se juntan, créeme que
perderían el sueño.

Ermenegildo López: ¡Muchas felicidades, Yoani! Te admiro mucho, eres la
bandera de nuestra generación. Quería preguntarte si crees fundados los
rumores de que Alejandro Castro Espín, hijo de Raúl, sucederá a su padre
en el poder eventualmente. ¡Ánimo y sigue adelante!

Los rumores son eso, rumores. Lo que ocurre en palacio, se queda en
palacio y a los ciudadanos sólo nos ha quedado especular mientras ellos
se reparten el pastel nacional allá arriba. Creo que el fundamento que
tiene este rumor que mencionas pudiera encontrarse en las tendencias
nepotistas que se asoman, pero no estamos en Corea del Norte. En la
medida en que Raúl Castro perfile que heredará el poder a su hijo, como
si de un feudo familiar se tratara, dejará al descubierto con más
claridad ante la comunidad internacional y ante nosotros mismos, el
carácter dictatorial del sistema. La sucesión dinástica quizás podría
mantener por unos años más los privilegios en manos de una casta
militar, pero terminaría por hundir la poca credibilidad que le queda al
gobierno.

Dolores del Risco: ¿Podrías darnos tu opinión acerca del motivo que
mueve a Zoe Valdés a criticarte y burlarse de ti?

Tendría primero que leer las críticas y las burlas, después tendría que
conocer sus motivos y entonces podría opinar. Como no tengo
prácticamente acceso a Internet, padezco y disfruto de algo que he dado
en llamar "la ingenuidad del desconectado". Eso sí, le reconozco a Zoe
Valdés y a cualquier otra persona que habita este planeta el derecho a
criticar y a burlarse de quien ella quiera. Las personas que tenemos un
accionar público debemos aprender a vivir con eso, sin molestarnos.
Cuando algún amigo me pregunta sobre el efecto que logran los insultos
denigrantes en mí, le respondo mitad en broma y mitad en serio: No te
preocupes, usé aparatos en los dientes y espejuelos durante toda la
infancia, así que tengo la piel curtida contra la burla y el escarnio.
Hasta yo misma me río cuando me acuerdo de aquella niña delgaducha con
sus gafas de plástico y gruesos cristales, con una sonrisa marcada por
el metal de la ortodoncia.

Ulises Briones: Yoani, quisiera saber cómo te gustaría integrarte en una
sociedad cubana del futuro con todas las garantías y derechos como
cualquier país del mundo.

En esa hipotética sociedad cubana del futuro tendremos que caber todos.
Allí aspiro a integrarme en el mundo de los medios de difusión, en
fomentar los pilares de una prensa libre. Me verán detrás de la noticia,
en el proceso de revisar nuestra historia nacional. Este país está
necesitado de argumentos, palabras, opiniones, no de caudillos.

Gabriel Delpino: Soy un gran admirador tuyo. ¿Podrías elaborar algo tu
proyecto de fundar un medio independiente de prensa en Cuba financiado
con el dinero recibido con tus premios?

Ya conozco a las personas dispuestas a colaborar con su talento, cuento
con su entusiasmo para crear un medio de prensa que esté fuera del
monopolio informativo oficial. Pienso en un medio digital, por el
momento, mientras podamos recopilar recursos para que pase al papel y a
una tirada mayor que llegue a cada provincia. Tenemos el concepto y
hasta el nombre y la decisión de no esperar "al día después de" para que
empiece a funcionar. Usaré el monto de mis premios para darle el empujón
inicial, puesto que no quiero malgastar esos recursos en comprarme una
camiseta Adidas o en ponerme un par de dientes de oro; quiero utilizar
mis recursos personales en la información. Este gobierno tiene que
aprender a vivir con ciudadanos empoderados informativa y materialmente.
Como pienso pasar el resto de mi vida en Cuba, tengo tiempo para
realizar ese sueño, cuento con amigos, colegas y hasta propuestas de
inversionistas para lograrlo.

Lázaro Buría Pérez: ¿Ves alguna relación entre dogmas y preceptos de la
revolución cubana y los que caracterizan a las religiones? Y si piensas
que la hay, ¿cómo se manifiesta en ella —o sea, en esa 'religiosidad
revolucionaria'—, la 'guerra de sexos' y las contradicciones sobre la
sexualidad humana tal y como se perciben por la ciencia y la política en
el mundo globalizado que vivimos hoy? ¿Cuánto tiempo podría faltar para
que 'la máxima figura del gobierno' de la Isla, fuera mujer?

La revolución cubana es una religión donde abundan los ateos y donde
sobran los ritos y falta la fe. No se rige por dogmas sino por una
dogmática voluntad. En medio de la gran batalla generacional e
ideológica que padecemos la Guerra de Sexos se mezcla con otros
conflictos de corte político que la distorsionan y hasta enmascaran. En
relación a la pregunta de cuándo tendremos a una mujer como "máxima
figura del gobierno" estuve tentada a responderla con un chiste: Lo que
dure una cirugía de cambio de sexo. Pero no, no tengo una respuesta,
porque lo que ahora me preocupa es el tiempo que falta para que nuestros
gobernantes sean elegidos por la voluntad popular. Si llevan saya o
portañuela no es algo que me inquiete ahora, pienso más bien en que
sepan servirnos y administrar el país, sin ansias de convertirlo en un
feudo personal.

Víctor: Hola Yoani, gracias por tu valentía y sobre todo creatividad. Te
quería preguntar quién sería para ti un líder político cubano que puede
aunar a toda la disidencia. Aquí en España, fue Adolfo Suárez el motor
del cambio de la dictadura a la democracia. Muchas gracias y ánimo.

En los años que duró la dictadura franquista hubo muchos individuos con
similares características a las de Adolfo Suárez que no tuvieron la
oportunidad de jugar un papel en la transición a la democracia, unos
fueron asesinados, otros se consumieron en las cárceles u optaron por la
simulación o el silencio, muchos marcharon al exilio. Puedo suponer que
aquí en Cuba en cincuenta años hemos perdido al menos dos generaciones
de políticos capaces de proponer una plataforma diferente a la del
Partido Comunista y que ya estamos a punto de perder la tercera. Mi
lista de candidatos estará incompleta hasta tanto no pueda escuchar
expresarse libremente a todos los que tengan algo que decir.
Probablemente nuestro próximo presidente está ahora mismo jugando
béisbol en una calle habanera o vendiendo plátanos en una carretera
recóndita de algún lugar de esta Isla. Sólo deseo que sus ansias de
protagonismo no sean superiores a sus deberes para con el país. Sueño
con que la próxima revolución que nos aguarda sea la de los ciudadanos,
la de los seres pequeños, la gente anónima y no la de las figuras
conocidas y con pedigrí.

Ernesto Gutiérrez Tamargo: Hola Yoani. Ante todo felicitarte por tu
trabajo informativo y valiente de divulgar, desde una nueva forma de
hacer periodismo, las verdades de nuestro país. La pregunta: ¿Sabe
realmente la gente (de la calle cubana —porque en el exilio lo sabemos—)
lo que haces? ¿Hay impacto en la prensa 'oficial u oficialista' por tu
trabajo divulgativo-informativo? ¿Te dejan actuar libremente como
informadora o simplemente te toleran (por miedo o cautela)? Gracias. Y
un fuerte abrazo.

Frecuentemente me encuentro con personas en la calle que me regalan sus
palabras de ánimo y de apoyo, la mayoría no tiene acceso a internet,
pero han visto grabaciones de los programas que se captan a través de
las ilegales antenas parabólicas o CDs donde se reproduce el blog
Generación Y. Al mismo tiempo, la blogósfera alternativa no puede
competir en popularidad con la telenovela brasileña que ponen por la
tele nacional tres veces por semana. No obstante nada hay tan atractivo
como lo prohibido, y podría asegurar que al menos los gestores de
opinión de esta sociedad sí están enterados y atentos a nuestros textos.

No se trata de que "me dejen actuar libremente" sino de que yo me
levanto cada día proponiéndome comportarme como una persona libre. Es mi
elección, no una autorización que me han dado. Si en realidad me
toleraran no me estarían persiguiendo todo el día ni me secuestraran ni
me prohibirían entrar a los centros culturales ni me hubieran negado
ocho veces el permiso de salida para viajar al extranjero. Es cierto que
no han abandonado en una cuneta mi cuerpo sin vida, ni que han inventado
una causa judicial para encarcelarme, pero no creo que eso sea algo que
tenga que agradecerles. No se trata de que toleren o permitan los nuevos
fenómenos cívicos que han emergido en los últimos años, sino que ya no
pueden detenerlos, la tecnología, el sacrificio de otros que fueron
maltratados y encarcelados con anterioridad, la visibilidad
internacional que permite esa herramienta maravillosa que es Internet,
nos ha permitido llegar hasta aquí.

Hildegardis Ferreira: Antes de tudo, tens a minha admiração e respeito.
Através do http://universitarioskariri.blogspot.com/ tenho divulgado e
acompanhado o Geração Y. Pergunto: Qual seria mais outra maneira que eu
poder ia ajudar em defesa de todos aqueles que bradam esse grito de
liberdad? Saudações a todos! Hildegardis Ferreira Barbalha, Ceará, Brasil.

La mejor manera de ayudar a los que se expresan sin miedo es divulgando
lo que ellos hacen. Hay una dinámica que parece un poco contradictoria
pero que está funcionando muy bien en el caso de los blogueros
alternativos cubanos: al expresarnos públicamente corremos mayor riesgo,
pero también ese ejercicio de transparencia nos protege generando
alrededor nuestro la protección que ofrecen los lectores, comentaristas
y seguidores de nuestros textos en cualquier parte del mundo.

Caleb Vega: La pregunta es para ti y para todos los cubanos. ¿Cómo has
podido sobrevivir sin que se te haya podido señalar o acusar por delitos
comunes si lo más común en Cuba es cometer delitos para poder vivir?
Días atrás el 'Granma' recogió una palabra del propio Raúl donde dice
que el salario es insuficiente. El problema no es solo buscar la parte
del salario que no recibimos por otras vía poco ortodoxas, sino también
cuando tenemos el dinero por las vías que sean, donado, regalado o mal
habido, adquirir los productos se convierte en un delito porque éstos,
vendidos en los mercados alternativos, son de procedencia dudosa.
Mantente firme y no dejes empañar tu nombre, Cuba necesita de gentes
como tú.

Gracias a que los once millones de habitantes de la Isla no cabemos
todos en las cárceles, el gobierno se ve impedido de castigar cada uno
de los pequeños y cotidianos delitos que se cometen para sobrevivir. Por
otra parte, esa supuesta permisibilidad, esa "vista gorda" funciona como
una válvula de escape y paradójicamente como una forma de represión.
Cuando alguien hace algo fuera de la ley, sea lo que sea, vender
durofrío sin licencia o comprarle leche de vaca a un campesino, trata de
hacerse invisible, evita hacerse notar y eso hunde a las personas en el
silencio cómplice. Es cierto que desde que comencé a opinar he tenido
que cuidarme mucho de las posibles trampas que vienen enmascaradas en un
vendedor de mariscos en la puerta, o una señora ofreciendo queso en la
escalera. Incluso uno de los efectos colaterales que ha tenido la
permanente vigilancia en los alrededores de mi edificio de los
"inquietos muchachos de la Seguridad del Estado" ha sido precisamente la
reducción del número de vendedores de mercado negro que recorren estos
14 pisos.

El día que quieran fabricarme una causa por esos delitos comunes lo
harán, pero al menos tengo el alivio anticipado de que esas técnicas ya
son muy conocidas desde los tiempos de la KGB y convencen a muy pocas
personas hoy en día.

Néstor Hernández, España: Hola Yoani, soy un fiel lector de tu blog y
admiro tu lucha por restablecer las libertades al pueblo cubano; me
gustaría saber tu opinión sobre cómo lograr cambiar la abulia de nuestro
pueblo, qué opina la gente de verdad allí en Cuba y por qué no se acaba
de producir el estallido social que tanta gente desea en la Isla. Un
saludo y que sepas que no estás sola.

Estimado Néstor, una buena parte de nuestro pueblo ha sido sometido a la
obediencia por diferentes caminos: el terror, el adoctrinamiento y la
conveniencia oportunista. Esto no niega que haya personas íntimamente
convencidas de que el sistema imperante es lo mejor para la nación.
Nadie puede decir de una forma científicamente aceptable, cómo piensa el
pueblo. A veces tengo la impresión de que todo el mundo está inconforme
y que vivimos en una olla a punto de reventar, pero entonces llega un
primero de mayo y un millón de personas desfilan en la Plaza de la
Revolución de la capital, mientras otros, que pueden sumar millones, lo
hacen en sus respectivas provincias. He descubierto en la pantalla del
televisor —cuando retransmiten esas escenas en la Plaza— el rostro de un
amigo que no cesa de desbarrar diariamente contra el gobierno o a una
vecina que el día antes se quejaba amargamente de su situación en la
cola donde estaban vendiendo el pollo por pescado, pero nadie desfila a
punta de pistola. El daño antropológico que hemos sufrido requiere de
una sanación lenta y profunda. La violencia desbocada que podría
desatarse tras ese estallido social, que lamentablemente tanta gente
desea, solo serviría para crear una nueva espiral de intolerancia y
odio. Yo quiero que eso nunca vuelva a ocurrir en nuestro país, que
intuyo también es tuyo, y espero no estar sola en ese deseo.

Eduardo Alfonso: Yoani, mis respetos. Estoy exiliado hace apenas dos
años y aún creo conocer de cerca esa realidad que bien describes en tu
blog, pero en muchos lugares de Cuba es prácticamente desconocida la
labor de los blogueros independientes e incluso de la disidencia. ¿Cómo
crees que desde el exilio podamos ayudar a difundir más la labor de
ustedes, teniendo en cuenta que internet y correo electrónico son
prácticamente inaccesibles para la población y generalmente se
encuentran en manos de instituciones estatales, lo que conlleva a que
los usuarios con 'acceso' a estos recursos teman, no sin cierta
justificación, acceder o recibir esta información 'alternativa'?

Uno de los procesos más interesantes que ha ocurrido en Cuba en los
últimos años es que se ha roto el monopolio absoluto que tenía el
estado-partido sobre la información. La muerte por huelga de hambre de
Pedro Luis Boitel vino a ser conocida por la población 20 años después
de haber ocurrido. Pero la inmolación de Orlando Zapata Tamayo fue
noticia en toda Cuba en menos de 24 horas. Incluso las autoridades se
vieron obligadas a hablar del asunto en los medios oficiales. La ayuda
que puede dar el exilio consiste precisamente en difundir información
hacia el interior de la Isla. Ni siquiera es necesario enviar noticias
sobre la oposición, basta con ampliar el horizonte de lo que ocurre en
el mundo y en esta Isla.

Luis: Yoani, cómo te la arreglas con tus críticos blogueros? ¿Cómo haces
para poder sobreponerte a todo lo mal que dicen de ti? (Me refiero a
blogueros.)

¿Sobreponerme? No te imaginas la alegría que me da descubrir que hay
personas libres que dicen lo que piensan. ¿Que no piensan realmente así
y se limitan a cumplir órdenes? Entonces no tengo que preocuparme.

Pablo Ávila: ¿Cómo compara usted el comportamiento de la dictadura
cubana y la SS de la Alemania hitleriana? ¿En qué se asimilan? ¿Cómo
utilizan las mismas técnicas para reprimir al pueblo?

No soy una estudiosa de la Alemania hitleriana y no me parecen muy
acertadas las comparaciones entre escenarios y épocas históricas
diferentes. Creo que en el fondo todos los regímenes totalitarios
guardan similitudes en sus métodos aunque difieran en su ideología. Lo
cierto es que mucho del atosigamiento de propaganda ideológica al que
nos someten en esta Isla, ya había sido probado y perfeccionado por
Goebbels. A veces me estremece ver el parecido de la estética, las
vallas políticas, la retórica de los discursos entre este sistema y
aquel que terminó sepultado en el búnker de Berlín. Pero creo que en
realidad todos los autoritarios se parecen, todos los sistemas
anuladores de la voluntad del individuo usan técnicas similares, aunque
sea con diferentes grados en su aplicación. La lectura del libro LTI: La
lengua del Tercer Reich, de Víctor Klemperer, me abrió la sensibilidad y
los oídos para percatarme de la concordancia en cuanto a medios y
propósitos entre aquel sistema y éste.

http://www.diariodecuba.com/participa/entrevista/yoani-sanchez-la-democracia-llegara-24-horas-despues-de-que-todos-nos-lo-propon

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendario
December 2010
M T W T F S S
« Nov   Feb »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Buscar en sitios: