Cuba Derechos Humanos

El signo de un congreso

El signo de un congreso
Orlando Freire Santana

LA HABANA, Cuba, diciembre (www.cubanet.org) – Entre la vorágine de
artículos y opiniones que ha generado el anuncio de la próxima
celebración del VI Congreso del Partido Comunista de Cuba, poco se ha
hablado del momento escogido para esa cita. Los comunistas cubanos se
van a reunir en abril de 2011, precisamente la fecha en que habrá
concluido la primera etapa del proceso de despidos masivos y ya estarán
desempleadas medio millón de personas, que hoy son parte de las
plantillas infladas en las empresas estatales.

La propaganda oficial insiste en que las políticas que se adopten en el
congreso de los comunistas, y también en la etapa previa de preparación,
servirán para resolver los problemas económicos de la sociedad, y quiere
que los nuevos desempleados vean en este congreso la solución de su
triste destino. El gobierno cubano tradicionalmente ha sabido escoger
los momentos idóneos para anunciar las noticias incómodas, sus derrotas
o, simplemente, implementar medidas impopulares.

Por ejemplo, los restos de los combatientes muertos en África llegaron a
Cuba un siete de diciembre, fecha en que se conmemora la caída en
combate del General Antonio Maceo. De esa forma quisieron colocar en el
mismo altar de la Patria los muertos de las campañas africanas, y las
vidas entregadas heroicamente en pos de nuestra independencia. Otro
ejemplo es el anuncio del fracaso de la publicitadísima Zafra de los
Diez Millones, realizado por Fidel Castro, casi casualmente, en medio de
la efervescencia popular desatada por el supuesto secuestro de unos
pescadores, por parte del gobierno americano.

Resulta curiosa la convocatoria a la población para que discuta el
Proyecto de Lineamientos que se va a tratar en el congreso. Con ello se
pretende dar una imagen democrática; pero todos sabemos que, en Cuba,
las decisiones las toman muy pocos; a lo sumo el Máximo Líder y dos o
tres de sus colaboradores. Los congresos y las "discusiones de masas"
son parte de la escenografía y su única función es aparentar una
democracia que no existe.

Una parte de la oposición interna, fundamentalmente las agrupaciones
socialdemócratas, ha calificado las nuevas medidas que se "discutirán"
como neoliberales, al estilo de los ajustes realizados en los países
capitalistas, que tanto han criticado los gobernantes cubanos. Mientras,
el ministro de Economía, Marino Murillo, insiste en que no se trata de
reformas, sino de "actualización" del modelo económico. Según él, todo
se hará dentro de los marcos del sistema socialista y sin que el Estado
se desprenda de ninguna de sus propiedades.

Asistimos a la implementación de un proceso "a lo cubano", cuyo objetivo
es hacer los cambios económicos imprescindibles para evitar el colapso
del sistema, con un total inmovilismo político que garantice que el
poder y el control total de la sociedad permanecerán en manos de quienes
lo detentan.

http://www.cubanet.org/CNews/year2010/Dic2010/02_C_2.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendario
December 2010
M T W T F S S
« Nov   Feb »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Buscar en sitios: