Cuba Derechos Humanos

LOS CONTROLES CASTRADOS

LOS CONTROLES CASTRADOS
2009-10-12.
Juan Carlos Linares Balmaseda, Periodista Independiente

(www.miscelaneasdecuba.net).- Apenas bastó que la TV cubana transmitiera
unos pocos capítulos de la serie norteamericana Los Soprano para que
agudos telespectadores notaran grandes similitudes entre los personajes
de la serie y los personajes de la clase gobernante en la isla.

En la primera, el capo mafioso ejercía su caprichoso control sobre
subordinados y población mediante la coacción, la extorsión, la
violencia y sobre todo, el terror de la posibilidad que cualquiera
pudiera ser brutalmente asesinado a una simple indicación suya.

La diferencia significativa de esta banda con el vetusto Gobierno cubano
es que Los Soprano no es el sistema judicial y penitenciario que castiga
con el encierro. Su mayor similitud: el sufrimiento que siempre hace
pesar sobre todos los "controlados", incluso los represores. Quizá por
hacerlo tan evidente la famosa serie dejó de ser trasmitida bruscamente
antes de llegar a la mitad.

Mas, ¿el control que ejercen estos déspotas es realmente inamovible? ¿No
se puede burlar? Un debate aclaró mucho las cosas sobre el asunto. Lo
presencié a las puertas de la sala de Internet de una sede diplomática
en La Habana, la que brinda este servicio gratuito a toda la sociedad civil.

–¡Aquí todo está controlado! –afirmó lapidariamente uno de los
participantes en la discusión.

–Los controles son más psicológicos que reales –intervino otro–. Ya los
gobernantes no pueden controlar ni a su familia, y mucho menos a los
deportistas, artistas y pueblo en general.

Pero, firme en su posición, el adversario arremetió con una pregunta:

–¿Y qué me dice de esas cámaras que están situadas en muchas partes,
como esa allá arriba, en el poste de la acera del frente? ¿No nos
monitorean cada movimiento? ¿Eso no es un control intimidante? –su
interlocutor se mantuvo inmutable:

–Son para reprimirnos psicológicamente todo el tiempo, y físicamente en
un momento dado. Pero así y todo, con ellas nunca podrían establecer un
control sistemático. Ahorita, cuando usted entre a Internet, quedará
libre de ellas.

El otro polemista no quedó conforme y exclamó:

–Y si son insignificantes, ¿cómo fueron controlados más de un millón de
personas en el reciente concierto de Juanes, impidiendo que muchos
expresaran abiertamente su descontento? –su colega y oponente cerró con
broche de oro, pues ya íbamos a entrar a la sala:

–Quién hubiese querido ponerse bajo la camisa un pulóver con una
consigna de rechazo, llegar frente a una cámara de la prensa extranjera
y exhibir repentinamente su propio mensaje, lo hubiera podido lograr. Lo
que faltó fue decisión y creatividad. Con esos elementos puestos en
juego, ningún control puede impedir la libre expresión, mucho menos si
son miles los que aprovechan la presencia de tantas cámaras y lo hacen
patente.

LOS CONTROLES CASTRADOS – Misceláneas de Cuba (12 October 2009)
http://www.miscelaneasdecuba.net/web/article.asp?artID=23588

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendario
October 2009
M T W T F S S
« Sep   Nov »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Buscar en sitios: