Cuba Derechos Humanos

A PROPÓSITO DE HONDURAS…

A PROPÓSITO DE HONDURAS…
2009-07-12.
Lázaro Tirador Blanco
(www.miscelaneasdecuba.net).- Lo ocurrido en Tegucigalpa no fue un golpe
de estado como sido vociferado desde el inicio por los acólitos de
Castro y los asalariados de Chávez.

La verdad es que las instituciones jurídicas, políticas y militares
hondureñas han dado un ejemplo de patriotismo a Latinoamérica y al
mundo, en cuanto a defender la Constitución de su patria y los
principios democráticos que rigen la sociedad hondureña.

Es triste que en Cuba las noticias las transforman, las envuelven en
engaños y no se dan todos los elementos de la verdad de los hechos. Pero
es entendible que el régimen no permita al pueblo cubano escuchar todas
las versiones, porque un acontecimiento como el acaecido en Honduras
llevaría al pueblo, sojuzgado por un totalitarismo incruento, la
esperanza de la próxima libertad.

Cuando Castro andaba por la Sierra Maestra intentando llevar a cabo su
revolución, bien denunciaba que las armas debían ser para defender los
derechos del pueblo y de la patria y no para masacrarla. ¡Qué paradoja!

Ellos también dieron un golpe de estado y llevan más de 50 años
masacrando a Cuba. Pareciera una burla que hoy Raúl Castro recrimina y
da lecciones de democracia a los militares y políticos hondureños
–respaldados por las instituciones del estado-, que han tomado las
armas y la ley, no para masacrar a sus hermanos sino para defender la
Constitución, proteger el Estado de Derecho y la democracia hondureña,
amenazada por los planes elucubrados en la imperial mente de Hugo Chávez
y bajo el senil consejo de Fidel Castro.

Ya hoy el pueblo y las instituciones venezolanas están comenzando a
pagar el precio de aprobar las elecciones eternas de Chávez y poco a
poco también sufrirán los pueblos de Bolivia, Ecuador y Nicaragua. De
eso se libró el pueblo de Honduras.

También llama la atención que la Organización de Estados Americanos,
OEA, haya asumido posiciones tan radicales a sólo horas de haberse
producido la sustitución de Manuel Zelaya y armado un revuelo regional y
mundial, lleno de sanciones, amenazas, expulsiones y calificativos para
los hondureños de vergüenza que defendieron su patria, sin siquiera
haber sido escuchados.

¿No parece muy extraño que se tomara todo tipo de medidas coercitivas,
incluyendo el bloqueo comercial de las fronteras por parte de Nicaragua,
El Salvador y Guatemala sin que se escuchara a los representantes de la
mayoría de los hondureños que apoyaron y apoyan la destitución de Zelaya?

¿No es vergonzoso, aún para la poca vergüenza que le queda a la OEA, que
Chávez amenazara con invadir militarmente a Honduras para restituir a su
discípulo y que, para demostrar que era en serio alertara a sus fuerzas
armadas, y la OEA no le diera una contundente respuesta?

Esto demuestra que los líderes bolivarianos –a los que ya pertenece
Zelaya-, cuando no puedan salirse con la suya mediante elecciones y usos
diplomáticos, lo van a tomar por la fuerza de las armas. Y la OEA sigue
callada ante estas amenazas que hoy son para Honduras y mañana serán
para cualquier otro país que no se pliegue al nuevo imperialismo
naciente en Nuestra América.

La inusual diligencia del Secretario General de la OEA José Miguel
Insulza ha sido un matiz llamativo de esta crisis. Convocó, habló y se
movió por el continente con una eficacia sin igual, preestableciendo que
la OEA debía condenar lo que él mismo bautizó como "golpe de estado", y
todo ello sin escuchar las razones de los demás hondureños, sólo las de
Zelaya.

Algo que pasará a su haber personal como un logro de su carrera en la
OEA fue lograr que hasta el gobierno estadounidense pidiera la
restitución de Zelaya sin oír la otra parte y saber el deseo de la
mayoría de los hondureños.

Es una lástima que nadie haya dicho en la cara al Sr. Insulza que toda
su actuación contra el pueblo de Honduras sólo se debe a su admiración
por el tirano de Cuba y su más reciente romance político con el tirano
de Venezuela y que esas cualidades no solo lo incapacita para ser
Secretario General de la OEA –por muy sucia que esta actúe-, sino lo
descalifica como ser humano digno de hablar a nombre de los pueblos de
Latinoamérica.

Lo que hicieron en las elecciones de Irán fue superlativamente peor que
lo que pretenden demostrar que se hizo en Honduras, y ningún país de
Latinoamérica se inmutó, ni condenó ni arguyó.

Lo que ocurre cada día en Cuba es peor, porque una pequeña élite
gobernante le arrebató a su pueblo los más elementales derechos que
deben tener sus ciudadanos, ¡y esto por 50 años! Y la OEA premia al
régimen abriendo las puertas a su reingreso.

No han tenido en cuenta que el pueblo aplaude y da aparente apoyo al
régimen porque "al que no lo haga lo coge la candela". Las cárceles
cubanas están llenas de valientes ciudadanos que van despertando del
sopor de la esclavitud y se levantan poco a poco hacia la verdadera
libertad, a la definitiva expulsión del régimen del poder. ¡Ya veremos
si ese día se levanta un tracatán (adulador y arrastrado) como Insulza
a pedir la restitución de Raúl Castro!

En el caso de Honduras ha quedado demostrado que las instituciones
jurídicas, políticas y militares del país actuaron conforme a derecho,
bajo el amparo del Poder Legislativo y del Poder Judicial; que la
Constitución fue aplicada y observada y que el Estado de Derecho fue
preservado.

La fórmula que se aplicará para solucionar la situación creada y la
definitiva salida del panorama hondureño, de Manuel Zelaya, y el
reconocimiento de todos los derechos de ese país en las instituciones
regionales y mundiales, que le fueron suspendidos apresuradamente y
discriminaron a un país que defendía su democracia y su dignidad, no
sabemos cuál será.

Pero lo que sí tenemos que reconocer desde ahora es que Honduras ha
demostrado que América Latina no será presa fácil del nuevo imperio
bolivariano organizado por Chávez y asesorado por Castro y que en lo
adelante cada país y cada pueblo será más cauteloso, a la hora de dar
respaldo a demagogos aprendices de tiranos totalitaristas, detrás de
cuyas pieles se esconden oportunistas que sólo pretenden cambiar el
collar y que nuestros pueblos sigan siendo los mismos perros.

A PROPÓSITO DE HONDURAS… – Misceláneas de Cuba (12 July 2009)
http://www.miscelaneasdecuba.net/web/article.asp?artID=21670

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendario
July 2009
M T W T F S S
« Jun   Aug »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for new servers. Thank you.
Buscar en sitios: